Archivos para las entradas con etiqueta: dieta

Uno de los aspectos principales para gozar de un buen estado de salud y, por ello, de una buena calidad de vida, es una buena nutrición. Por diversos motivos, nuestros hábitos alimentarios han ido sufriendo cambios importantes y si bien es cierto que la oferta alimentaria no ha sido nunca tan abundante y variada como en la actualidad, no siempre es adecuado el aporte de nutrientes al organismo, bien por exceso o bien por defecto. Esta situación se traduce en una mala alimentación que conlleva un aumento del riesgo de padecer ciertas dolencias que afectan en distinto grado al desarrollo de la vida cotidiana.

Cada vez son más frecuentes alergias, enfermedades cardiovasculares, enfermedades inflamatorias…cuyo origen está en la nutrición inadecuada debido a la falta de conocimientos nutricionales, los malos hábitos alimenticios, la alimentación poco variada y las formas culinarias que utilizamos. Una alimentación variada y equilibrada es fundamental para conseguir una buena nutrición, siendo ésta una de las bases para gozar de un buen estado de salud y, por ello, de una buena calidad de vida.

Todas las sustancias que ingerimos habitualmente constituyen nuestra dieta. Evidentemente, las características de esta dieta pueden ser muy variables según los individuos, los países, los días de la semana, la estación del año, la edad, etc.; a pesar de esta diversidad, en todas las dietas se puede valorar si son o no equilibradas.

Si queremos mejorar nuestro estado nutricional sólo podemos hacerlo mejorando nuestros hábitos alimentarios y no siempre es fácil tener claras las pautas para conseguir una dieta equilibrada. Una dieta o una alimentación equilibrada es aquella que nos aporta todas las sustancias necesarias para vivir y mantenernos en salud y, a la vez, nos permite la realización del ejercicio que exige cada tipo de trabajo teniendo en cuenta distintas circunstancias particulares como la edad o situaciones fisiológicas especiales como por ejemplo el embarazo, la lactancia o el crecimiento. Debe alcanzar las necesidades de cada uno de los nutrientes sin conducir a carencias ni excesos de ninguno de ellos y este equilibrio se consigue con la combinación de los distintos tipos de alimentos. Dado que no hay un único alimento completo, necesitamos una alimentación lo suficientemente variada para que garantice nuestro aporte nutritivo.

El estado nutricional óptimo es el que se alcanza cuando la alimentación cubre los siguientes objetivos:

  1. Aporta la cantidad de nutrientes energéticos (calorías) necesaria para llevar a cabo los procesos metabólicos y de trabajo físico necesarios.
  2. Aporta la cantidad suficiente de nutrientes con funciones plásticas y reguladoras (proteínas, minerales y vitaminas).
  3. Que exista equilibrio entre las cantidades de cada uno de los nutrientes:
    · Las proteínas deben suponer un 10-15% del aporte calórico total.
    · Los glúcidos nos aportarán al menos un 50%-55% del aporte calórico total.
    · Los lípidos no sobrepasarán el 30-35% de las calorías totales ingeridas.

 

Es importante el asesoramiento de expertos en materia de nutrición ya que, a pesar de la gran información difundida en cuanto a alimentación correcta, no siempre es fácil tener claras unas pautas básicas para asegurarnos del mantenimiento de una dieta sana y equilibrada ni decidir por nosotros mismos una conducta alimentaria correcta para conseguir ese equilibrio y mejorar o corregir distintas patologías.

El experto en nutrición basará su acción en:

  • Orientación en cuanto a hábitos de alimentación saludables para promocionar la salud.
  • Aclaración de dudas con respecto a pautas alimentarias correctas con el fin de procurar el bienestar.
  • Análisis individual de las desviaciones en cuanto a alimentación saludable y planificación de pautas para su corrección aún en ausencia de patologías.
  • Pautas y seguimiento en casos de necesidad de pérdida de peso.
  • Asesoramiento en cuanto a alimentación adecuada para mejorar o corregir diversas patologías así como seguimiento y control de la evolución.

En una alimentación equilibrada, siempre que no exista ninguna patología o situación especial no hay ningún alimento “prohibido”; lo que sí hay son pautas para conseguir que la dieta sea saludable, por lo que habrá alimentos que se recomiende tomar a diario, otros que sea recomendable tomarlos varias veces por semana y otros que deberían consumirse sólo esporádicamente.

Como normas básicas cuando no hay presente ninguna situación patológica, podemos tener en cuenta lo siguiente:

  • Disminuir la ingesta de grasas saturadas como natas, mantequilla, margarina, manteca, embutidos, fiambre y carnes grasas.
  • Restringir los azúcares simples (azúcar, golosinas, bollería) y consumir glúcidos ricos en almidones y fibra (arroz, patata, pasta, legumbre, pan, verduras y hortalizas).
  • Formas de cocinado: limitar el consumo de empanados, rebozados, enharinados y fritos. Siempre mejor asado, parrilla, rehogado, hervido, plancha.
  • Consumo prioritario de aceite de oliva por su riqueza en antioxidantes naturales.
  • Es conveniente ingerir parte de los vegetales de la dieta crudos ya que al cocer la fibra vegetal pierde parte de sus propiedades como son favorecer una buena movilidad intestinal y evitar rápidos aumentos de glucosa en sangre.
  • Repartir la alimentación en 5 comidas al día no alternando largos periodos de ayuno con comidas abundantes. Comer pocas veces al día grandes cantidades provoca elevados niveles de glucosa en un corto espacio de tiempo y, por lo tanto, una dificultad de la insulina para asimilarla; lo ideal son niveles moderados y constantes de glucosa en sangre.
  • Beber abundante agua: 1,5-2 litros al día.
  • Moderar la ingesta de bebidas azucaradas y alcohol (1 ó 2 copas de vino al día).
  • Tanto en comida como en cena deberá tomar un primer plato (caldo/ensalada/verdura/fécula) y un segundo plato (carne/pescado/huevo).

 

Como herramienta para comprender el concepto básico de la alimentación saludable contamos con la Rueda de los Alimentos:

tabla_alimentos

Esta rueda representa la distribución de  los alimentos en diferentes Grupos indicando la importancia en nuestra dieta de los alimentos incluidos en cada uno de ellos mediante el distinto tamaño de los correspondientes sectores:

Grupo I: Energético (composición predominante en hidratos de carbono: productos derivados de los cereales, patatas, azúcar)
Grupo II: Energético (composición predominante en lípidos: mantequilla, aceites y grasas en general)
Grupo III: Plásticos (composición predominante en proteínas: productos de origen lácteo)
Grupo IV: Plásticos (composición predominante en proteínas: cárnicos, huevos y pescados, legumbres y frutos secos)
Grupo V:  Reguladores (hortalizas y verduras)
Grupo VI:  Reguladores (frutas)

Además, incluye mención al ejercicio físico y a la necesidad de ingerir agua en cantidades suficientes.

El color identifica la función de cada tipo de alimento según predomine en él uno u otro de los principios inmediatos (proteínas, glúcidos o hidratos de carbono, lípidos o grasas y vitaminas-minerales) ya que cada uno de ellos desempeña una función fisiológica diferente que los identifica:

  • Amarillo: alimentos energéticos (Grupos I y II). Se emplean como fuente de calorías: glúcidos (hidratos de carbono) y lípidos (grasas).
  • Rojo: alimentos plásticos o formadores (Grupos III y IV). Las proteínas que, aunque también aportan energía, su función principal es la de aportar el sustrato necesario para la renovación y crecimiento de las estructuras del organismo.
  • Verde: alimentos reguladores (Grupos V y VI). Vitaminas y ciertos minerales como el hierro, magnesio, cloro, sodio, potasio, etc.; Su función es el control del funcionamiento del organismo.

Para conseguir un equilibrio dietético debemos tener en cuenta el consumo de todo el día; no es necesario obtener un equilibrio en cada comida, podemos compensar una comida con otra.

Una dieta equilibrada de un adulto sano en España debería constar de:

  • 4-6 raciones de pan, pasta, arroz, legumbres, patatas.
  • 2-4 raciones de verdura (especialmente fresca).
  • 2-3 raciones de fruta.
  • 2-3 raciones de leche y derivados.
  • 2-5 raciones de carne, pescado, huevos.
  • 40-50 gramos de grasa para guisar y/o condimentar; de forma preferente se utilizará aceite de oliva.

Es fundamental que las directrices sean personalizadas; no existe una dieta equilibrada ideal que pueda ser válida para toda la población ya que varía en función de las condiciones socioeconómicas, la disponibilidad de alimentos en el lugar donde reside y del momento, los hábitos de vida,  habilidades culinarias, las creencias religiosas, los gustos o preferencias, la edad, el sexo y la existencia o no de alguna patología o situación fisiológica especial como, por ejemplo, embarazo, lactancia, adolescencia…:

 

 

NUTRICIÓN EN EMBARAZO Y LACTANCIA

La nutrición durante períodos específicos como son el embarazo y la lactancia es fundamental tanto para el buen estado de la mujer como para el correcto desarrollo y crecimiento del bebé.

La alimentación debe adaptarse a los cambios físicos y fisiológicos para satisfacer las necesidades nutricionales de la madre y del bebé además del coste que supone la preparación del tejido mamario para la lactancia durante el embarazo y posteriormente, la producción de la leche materna.

Aumentan las necesidades de ciertos nutrientes como, por ejemplo: proteínas (para la formación de tejidos fetales),  calcio (indispensable para el desarrollo óseo), hierro, zinc, ácido fólico…

 

ALIMENTACIÓN Y DEPORTE
La alimentación y el deporte deben estar relacionados; no es tan simple como comer lo mejor posible para desarrollar una actividad extra sin sufrir agotamiento físico. Hay que tener en cuenta que no todos los deportes llevan asociado el mismo tipo de alimentación; ésta será diferente según tipo de acto deportivo, aeróbico o no, características del deportista, etc.

La alimentación, no sólo en deportistas de élite sino también en aficionados, además de nutrir al organismo para sentirse bien, debe cubrir el gasto del esfuerzo extra derivado del ejercicio.


NECESIDAD DE PÉRDIDA DE PESO
La indicación de conveniencia o no de disminuir de peso se basa en una serie de datos que nos aporta el estudio de la composición corporal como son: masa muscular, masa ósea, porcentaje de agua corporal con respecto al peso total, porcentaje de grasa corporal con respecto al peso total, nivel de grasa visceral e índice de masa muscular.

Cuando nos planteamos la pérdida de peso, lo primero que tiene que cuidarse es la salud y no hay fórmulas mágicas. Resulta difícil decidir por nosotros mismos una conducta alimentaria correcta para bajar de peso de manera que el organismo no sufra las consecuencias de someternos a la gran cantidad de pautas de adelgazamiento o “dietas milagro” que circulan.

Con frecuencia, muchas personas han pagado cara la utilización poco o nada responsable de diversas técnicas o el sometimiento a regímenes dietéticos poco saludables por un “todo vale para verse guapo”.

En este caso, las pautas alimentarias indicadas deben ser fáciles de seguir aún cuando nuestro estilo de vida nos obligue a comer fuera de casa bien sea en servicios de restauración o llevándonos la comida preparada y debe ajustarse a los gustos y preferencias y, también, a la oferta del lugar y el momento en el que vamos a comer.

 

DIETA EN SITUACIONES PATOLÓGICAS
Existen situaciones patológicas en las que la dieta constituye el único tratamiento eficaz. Por ejemplo en el tratamiento de la enfermedad celíaca el único tratamiento es una dieta sin gluten. En otros muchos casos, aunque la dieta no sea el único tratamiento posible, es crucial en su evolución: diabetes, hipertensión, hipercolesterolemia, alergias o intolerancias alimentarias… Es decir, se pueden diseñar dietas “terapéuticas” destinadas al tratamiento de muchos trastornos biológicos y que además tengan en cuenta los requerimientos nutricionales de la persona a la que van destinadas.

Podemos concluir que las modificaciones de la alimentación a lo largo del tiempo han ido configurando nuestra gastronomía que es una expresión de los hábitos alimentarios. Debido a múltiples factores como la incorporación de la mujer al mercado laboral, el tiempo del que se dispone para hacer la compra, preparar y consumir los alimentos, la aceptación de alimentos preparados y comidas rápidas… se ha abandonado, en gran medida, el consumo de alimentos tradicionales y se han ido sustituyendo por dietas hipergrasas, hiperproteicas, ricas en sal y azúcar, pobres en fibras, dietas en las que predominan los alimentos transformados industrialmente de fácil consumo pero muy ricas en aditivos. Prima la comodidad en la preparación y el consumo, el “listo para comer”. Todo ello ha dado lugar a la mayor prevalencia de obesidad, hipertensión, enfermedades cardiovasculares, caries, diabetes…

Pero estos hábitos que se aprenden en la infancia y se asientan a lo largo de la vida no son imposibles de modificar. Debemos aprender y reforzar las pautas alimentarias correctas que nos ayuden a mantener la salud y reconocer la alimentación equilibrada como un componente fundamental de la calidad de vida.

  

Anuncios

abanolia_test_intolerancia_alimentaria
DESCUBRÉ QUÉ ALIMENTOS TE ESTÁN IMPIDIENDO ADELGAZAR
¿Sufres frecuentes dolores de cabeza?, ¿acidez de estómago?
¿Tienes problemas en la piel… o quieres adelgazar y con las dietas clásicas no lo consigues?

Muchas veces nos preguntamos qué nos está impidiendo o retrasando en perder peso cuando estamos haciendo dieta, ejercicio, o simplemente comiendo sano.

En ABANOLIA analizamos tu ADN a través de un mechón de tu cabello para que descubras qué alimentos están frenando tu proceso de adelgazamiento.

Con nuestro Test de Intolerancia Alimentaria, ALIMENtest, podremos prescribirte una dieta de adelgazamiento realmente personalizada con la que eliminar los alimentos que te causan retención de líquidos o te impiden adelgazar, y por lo tanto, acaban causándote sobrepeso y volumen extra en tu cuerpo.

¡Mejorarás tu salud!
INFÓRMATE AQUÍ

diet
¿TE CUESTA RECUPERAR LA LÍNEA?

Para lucir las tendencias de Otoño que te ofrecemos en nuestro Manual de Estilo no necesitas un cuerpo 10, pero a una figura sana y esbelta le sienta todo de maravilla.

Si aún no te has puesto las pilas con tu viejo propósito de adelgazar, te recordamos los 2 pilares básicos para conseguirlo:

1. COME SANO Y EQUILIBRADO
No se trata de pasar hambre, si no de mentalizarte para renunciar a ciertos caprichos dañinos, y compensarlo comiendo, pero saludable.

2. HAZ ALGO DE EJERCICIO DIARIO
Si no tienes tiempo de ir al gimnasio, siempre puedes correr escuchando música, pasear con una amiga, o al menos ir y volver andando del trabajo. Por poco que sea, tendrá su recompensa!

Aún así, sabemos bien que no es facil dejar los dulces, las bebidas carbonatadas, la bollería… y que la fruta y las ensaladas son más apetecibles en verano. Para ello cuentas con la ayuda de ABANOLIA, que te ofrece su MÉTODO ABANOLIA de Adelgazamiento y Remodelación Corporal, sin sacrificios!

¿QUÉ LO HACE ESPECIAL?

  • ¡NO HAY DIETAS!
    Analizaremos tu ADN mediante un mechón de cabello y confeccionaremos unas pautas alimentarias adaptadas a ti, para que puedas adelgazar sin hacer dieta.
  • TAMPOCO MEDICAMENTOS NI PRODUCTOS ESPECIALES
    No te venderemos productos artificiales ni medicamentos, queremos ayudarte de forma sana y natural.
  • CON APARATOLOGÍA ESTÉTICA ESPECÍFICA y SEGUIMIENTO SEMANAL
    Controlaremos la evolución cada semana, para que ayudándote de nuestra aparatología europea de última generación elimines sin esfuerzo la grasa y el volumen que se resista.

Además, tienes diferentes planes, para que elijas
el que mejor se adapta a tus necesidades y a tu bolsillo.
Infórmate AQUÍ, escríbenos a info@abanolia.com,
llama al 902 002 877, o pide cita directamente AQUÍ

Estaremos encantados de ayudarte a adelgazar, de proporcionarte la motivación y medios suficientes para decir por fin… ‘¡ahora sí!’

sistema_body100Hemos despedido el 2012 y entramos en un nuevo año,
por eso antes de empezar el post desde ABANOLIA
queremos desearos a todos un FELIZ 2013

Con la llegada del nuevo año llegan los retos, las promesas… y solo en nuestras manos está que se cumplan o no, en nuestra fuerza de voluntad y en las ganas que pongamos para ello. Una de las más comunes y querer bajar de peso, quitarnos los kilos que hemos ganado en las navidades. Es por ello que desde ABANOLIA queremos ayudarte a que consigas ese objetivo, y para ello te proponemos el SISTEMA BODY 100.

¿QUÉ ES BODY100?
El sistema Body 100 es un método exclusivo de ABANOLIA de reducción de peso y tallas y es perfecto para mantener el peso ideal.

Es una combinación de alimentación equilibrada (educación alimenticia mediante asesoramiento médico) + tratamientos de aparatología de última generación
En cada sesión se controla la evolución de peso, masa muscular agua e índice de grasa corporal. La frecuencia para realizarse tratamiento es 1 vez a la semana o cada 15 días.

No dudes en informarte sin ningún tipo de compromiso o pide cita previa en  www.abanolia.com

Con ABANOLIA es más fácil bajar de peso y talla y siempre a un precio económico acorde a la situación económica actual.
LOS MEJORES TRATAMIENTOS DE LUJO AL ALCANCE DE TODOS, CON ABANOLIA Estética&Bienestar

dieta_sinfondoDespués del verano a todos nos preocupa bajar esos kilos de más que hemos adquirido durante nuestras vacaciones. Unos kilos que se cogen con mucho gusto, pero de los que luego cuesta deshacerse.

¡OCTUBRE ES ESE MES!
Ya ha empezado el Otoño y comienza una nueva época de nuevos propósitos, y en ABANOLIA queremos ayudarte a que cumplas uno de los más comunes: ADELGAZAR. Para ello tenemos un exclusivo método que te ayuda a recuperar la línea, el BODY100®.

Te estarás preguntando… ¿pero en qué consiste? Pues bien, el Método Integral ABANOLIA® Body100® ayuda a la Disminución de Volumen, Eliminación de Grasa localizada, Bajada de Peso y posteriormente mantenimiento en el Peso Deseado, basándose en el seguimiento de un método sencillo de alimentación equilibrada tradicional. Así, una vez a la semana acudes a tu centro ABANOLIA para el control de peso, y una vez anotado te asesoran y te dan las pautas a seguir para la próxima semana.

Se efectúa con la aparatología específica de ABANOLIA, como la plataforma vibratoria, que te ayuda a reducir grasa y volumen, eliminar líquidos, mejorar la circulación sanguínea y fortalecer el tono muscular. Además, para tu tranquilidad, en nuestros centros contamos con Asesoramiento Médico a disposición de todos los Clientes.

Comer en la oficina
No todo el mundo tiene la oportunidad de almorzar de forma sana y tranquila en su propia casa. Aquí tienes 4 reglas para convertir el almuerzo en un momento de descanso además de en una oportunidad para cuidar tu salud:
1. NO COMAS EN EL ESCRITORIO
No es recomendable comer sentado en tu escritorio frente al ordenador. Trata de buscar un lugar diferente al lugar de trabajo para desconectarte completamente de las tareas. Podría ser la cocina o el comedor de la empresa, una cafetería, un restaurante o incluso, si el clima lo permite, un parque o una plaza cercanos.

2. TÓMATE UN MOMENTO ANTES DE ALMORZAR PARA RELAJARTE
Dedica algunos minutos a respirar con tranquilidad y olvidarte de los problemas del trabajo y concéntrate en disfrutar de tu almuerzo.

3. COME DESPACIO Y MASTICA BIEN
La digestión comienza en la boca. Una buena masticación facilitará el proceso digestivo, el aprovechamiento de los nutrientes. Comer lentamente y masticar muy bien los alimentos te evitará problemas digestivos como dispepsia, gastritis, acidez y dolores abdominales.

4. NO COMAS EN EXCESO
Las comidas copiosas pueden provocar somnolencia y/o molestias digestivas que dificultan el regreso al trabajo. Decántate por comidas livianas que contengan los nutrientes necesarios. ¡Evita los excesos!

Comedor de empresa
La empresa Google está convencida de que un trabajador sano es un trabajador feliz; y cuando es feliz le es más facil ser innovador y eficaz. Por eso ha puesto en práctica varias estrategias para mejorar los hábitos de alimentación de sus empleados.

Según los expertos en conducta alimentaria, la mayoría de las decisiones que tienen que ver con nuestra alimentación las tomamos en forma inconsciente por el ambiente en el que nos encontramos, por lo que modificar el ambiente es una de las claves para hacer que las personas coman menos y mejor.
Como ejemplo, en la oficina de Google de Nueva York ya se han implementado con éxito las siguientes iniciativas:

• ENSALADAS EN PRIMER LUGAR
Las personas suelen llenar sus platos con los alimentos que ven en primer lugar. Es por eso que las ensaladas han sido estratégicamente ubicadas a la entrada de la cafetería para que sea el primer alimento que ven los empleados al entrar.

• PLATOS MÁS PEQUEÑOS
Al momento de tomar el plato, los trabajadores se topan con un cartel que advierte que quienes utilizan platos más grandes tienden a comer más. Esta medida aumentó el uso de platos pequeños en un 32%.

• POSTRES CON MODERACIÓN
Para evitar el consumo excesivo, el tamaño de los postres se ha reducido a 3 bocados. Esto obliga al comensal a pensarlo 2 veces antes de servirse una segunda porción.

• AGUA: LA BEBIDA DE PREFERENCIA
Las botellas de agua se encuentran ahora refrigeradas a la altura de la vista, mientras que las bebidas azucaradas se “ocultan” en la parte inferior. De esta forma el consumo de agua ha aumentado un 47%.

• GOLOSINAS FUERA DE LA VISTA
Las golosinas ya no se colocan en envases transparentes y fácilmente accesibles sino en recipientes opacos para desalentar su consumo. Esta estrategia provocó una disminución del 9% en el consumo de calorías provenientes de los dulces en una semana.

• ETIQUETAS DE COLORES
Para que resulte más sencillo diferenciar los alimentos más saludables de los menos recomendables, todas las comidas ofrecidas están clasificadas en 3 colores:
VERDE = comer en cualquier momento.
AMARILLO = comer de vez en cuando.
ROJO = comer ocasionalmente.

Cualquier empresa, independientemente de su tamaño y presupuesto, puede adoptar una o más de estas estrategias para cuidar la salud de sus trabajadores y comprobar sus excelentes resultados.

A %d blogueros les gusta esto: